Páginas vistas en total

sábado, 16 de febrero de 2013

ACTUAR EN CONSECUENCIA. La felicidad no es suerte, es una elección.

Triunfar o fracasar,.
La persona es
  aquello que va escogiendo
.
Imagen: cobrasoft



Saber elegir es la característica que determina a cada persona, y construir o destruir solo dependen de la decisión de cada uno.


Existe una realidad y es que ante unos mismos hechos, hay personas que se hunden y fracasan, mientras que otros pueden vivir superando dificultades a través de sus propias elecciones y convicciones. Los hombres son libres de elegir, y aquel que quiera vivir su propia vida tendrá que saber elegir sin miedo alguno aquello que considere mejor y le haga mejor persona. Elegir lo que pensar, lo que hacer, lo que desechar o dejar a un lado; en definitiva, formarse a través de lo que se va eligiendo.


Vivimos condicionados por todo el bagaje biológico que arrastramos, por el entorno familiar y social, por la cultura etc., pero cada persona posee una libertad que utilizada de una u otra manera, podrá beneficiar o acabar destruyendo a quien libremente emprendió su uso.

 Pensar y actuar en consecuencia, saber que toda elección es una apertura hacia el futuro. Llegar a ser conscientes de la propia libertad de elección como origen de la persona, como punto de partida de lo que irá aconteciendo, pero sucede que en ocasiones resulta más cómodo y fácil no elegir. Es muy común actuar por deseos e impulsos sin llegar a conocer aquello que puede perjudicar. Suele resultar menos complicado dejar paso a la costumbre que guía en los actos comunes de cada día, sin saber que existe la posibilidad de optar por una forma de comportamiento que marcará la propia felicidad.

Elegir una profesión, los mejores productos y servicios, elegir la mejor pareja posible y todo aquello que ayude a vivir mejor siempre es atrayente, sin embargo no se tiene en cuenta que elegir tanto la actitud como las intenciones de nuestros actos resultará mucho más importante que escoger todo lo externo a uno mismo. Muchas personas creen que si la suerte les acompaña su vida será un éxito, pero no caen en la cuenta de que lo decisivo y determinante es la ACTITUD que pueden mostrar ante la vida. 

1 comentario:

Luc dijo...

LLegarás muy alto , si continuas escribiendo así de bien.